Anulan la licitación de los proyectos de siete lotes de viviendas del programa Navarra Social Housing

El Tribunal Administrativo de Contratos recuerda que el procedimiento es nulo de pleno derecho al haberse omitido la publicidad obligatoria en el Boletín Oficial de las Comunidades Europeas (DOCE)

Pamplona/Iruña, 16 de agosto de 2018

 

La segunda fase del ambicioso programa ‘Navarro Social Housing’ que fue anunciado el pasado invierno a bombo y platillo por el Gobierno de Navarra comenzará a ejecutarse con casi un año de retraso debido a que la licitación de los diseños arquitectónicos de siete lotes de viviendas ha sido anulada por una ‘infracción gravísima’ en el procedimiento administrativo según una resolución del Tribunal Administrativo de Contratación de Navarra.

Para el Tribunal de Contratos es “un hecho indubitado que la licitación no ha sido sometida a publicidad comunitaria), en este caso preceptiva por tener el contrato, (…) un valor estimado superior al umbral comunitario.

El Tribunal añade que “la publicidad de la licitación constituye la exteriorización de unos de los principios esenciales de la contratación pública, cuyo fundamento último además se encuentra en el propio texto constitucional a fin de garantizar la efectividad del derecho fundamental a la igualdad de trato (artículo 14 de la Constitución) en este concreto sector del ordenamiento jurídico, y que la Ley Foral de Contratos Públicos acoge entre los principios rectores de la contratación pública”.

El Navarra Social Housing cuenta con un presupuesto total de 80 millones de euros a cargo del Gobierno foral y fondos propios de la sociedad Nasuvinsa, y que en un 50% está financiado por los 40 millones aportados por el Banco Europeo de Inversiones (BEI), que incluyó este proyecto dentro del Plan Juncker por la apuesta que implica por el alquiler de vivienda y por la construcción en Edificios de Consumo Casi Nula de alta eficiencia energética, dos objetivos alineados con las políticas prioritarias que promueve la Unión Europea.

El plan promueve un total de 524 viviendas públicas, todas ellas en régimen de alquiler, en distintas localidades de la Comunidad Foral.

La segunda fase del plan, contempla la construcción de otras 283 VPO –que se finalizarán durante 2021- repartidas entre cinco municipios de la Comarca de Pamplona –Barañain, Valle de Egüés, Mutilva y Zizur, además de la capital-, así como también se ampliarán a Tudela, Estella y Bera, mientras el plan se completará con las 56 VPO restantes en una tercera fase.

Fecha Noticia: 
16/08/2018